jueves, 11 de enero de 2018

Cuevas de Skocjan en Eslovenia

 

 

Cuevas de Skocjan en Eslovenia

El sistema de grutas de Škocjan es, como dije, Patrimonio de la Humanidad y los expertos lo consideran uno de los más importantes fenómenos subterráneos del planeta. Las cuevas, que tienen millones de años y estuvieron habitadas en la prehistoria, son un lugar perfecto para los estudiosos de las formaciones kársticas y un deleite para los ojos inexpertos. Más de 6km de pasajes acompañan intermitente al río Reka en su recorrido por la región, de los cuales el turista visita aproximadamente 3km (con unos 500 escalones, la mayoría en bajada, si no recuerdo mal). El punto más profundo de las cuevas se encuentra a unos 212 metros bajo tierra y la temperatura en el interior es de unos 12ºC (conviene algo de abrigo y calzado deportivo).
Los lugares clave de la visita -que se realiza más o menos en una hora y media- son el Órgano (una extraña formación de rocas que recuerda a dicho instrumento), Velika dolina (abismo al aire libre donde el río se esconde) y, sobre todo, la impresionante Murmuring Cave (Šumeča jama) con el puente Cerkvenik, que se eleva 47 metros por encima del Reka. Este puente, por el lugar en el que se encuentra, tiene un cierto parecido al puente de Moria en el que Gandalf se enfrenta al Balrog, así que a los amantes del Señor de los Anillos les hará gracia. La Murmuring Cave, que abarca de hecho la mayor parte del recorrido, deja sin aliento. Bajo tus pies; unos 50 metros de caída hasta el río Reka. Sobre tu cabeza; unos 50 metros de altura hasta el techo plagado de estalactitas. Y frente a ti; un serpenteante camino vagamente iluminado que se pierde más allá de lo que uno alcanza a ver. Simplemente espectacular.

No hay comentarios:

Publicar un comentario