viernes, 25 de septiembre de 2015

El vestido se gravó en la carne como un tatuaje.


No hay comentarios:

Publicar un comentario